¿Qué es el índice o escala de Barthel?

Es una herramienta de valoración que permite valorar la autonomía de las personas para realizar las Actividades Básicas de la Vida Diaria (ABVD´s). Los datos se obtienen mediante observación y a través de una entrevista al usuario y a la familia o cuidador principal.

El Índice o Escala de Barthel evalúa la situación funcional del mayor en un rango que oscila entre los 0 y 100 puntos; los valores más próximos al 0 indicarían que la persona mayor tiene un grado dependiente alto y, por el contrario, si la puntuación obtenida es próxima al 100 indicaría que el mayor presenta dependencia leve o es independiente.  

Esta valoración es ampliamente utilizada en el ámbito de la geriatría. Todos los usuarios que acuden al centro de día son valorados con esta escala. Se tiene en cuenta el resultado de dicha escala para el acceso a centros de día y residencias, y para las ayudas de la ley de dependencia.

Este método está ampliamente extendido y se aplica en aquellos usuarios que han presentado su solicitud de acceso a ayudas a la dependencia o para un centro de día y residencia.  El análisis se efectúa tanto en una fase inicial para ver el grado de independencia del mayor como tras la rehabilitación para analizar la evolución del usuario.

Escala de Barthel

¿Qué tiene en cuenta el Índice de Barthel?

A la hora de determinar el grado de independencia de la persona mayor y su capacidad para realizar tareas de su día a día, el Índice o Escala de Barthel tiene en cuenta diferentes actividades cotidianas que veremos a continuación.

En base a los resultados obtenidos en la evaluación con el Índice o Escala de Barthel, la clasificación será: Dependiente Total (menos de 20 puntos), Dependencia Grave (20 – 35 puntos), Dependencia Moderada (40 – 55 puntos), Dependencia Leve (mayor o igual a 60 puntos) e Independencia (100 puntos).

Actividades analizadas en el Índice o Escala de Barthel: 

Comer: el Índice o Escala de Barthel analiza si la persona mayor es capaz de cortarse la comida, servirse el agua, introducirse el alimento en la boca, masticar y tragar. En base a ello:

  • Puntuación 10 – Independiente: el mayor es capaz de comer por sí solo.
  • Puntuación 5 – Necesita ayuda para cortar la carne o extender la mantequilla, pero es capaz de comer solo.
  • Puntuación 0 – Dependiente: necesita la ayuda de otra persona para comer.

Asearse: se tiene en cuenta si el mayor es capaz de mantener una higiene personal de forma autónoma.

  • Puntuación 5 – Independiente: el mayor es capaz de lavarse, de entrar y salir del baño sin ninguna ayuda.
  • Puntuación 0 – Dependiente: el usuario necesita ayuda para realizar la tarea.

Vestirse: a través del Índice o Escala de Barthel los profesionales analizan si el mayor es capaz de ponerse y quitarse la ropa sin tener ayuda y en un periodo de tiempo razonable.

  • Puntuación 10 – Independiente: el mayor es capaz de ponerse y quitarse la ropa sin ayuda.
  • Puntuación 5 – Necesita ayuda: el usuario tiene que ser ayudado en algún momento.
  • Puntuación 0 – Dependiente: necesita ser ayudado en todo momento para realizar la tarea.

Arreglarse: se analiza si el mayor es autónomo a la hora de lavarse la cara y las manos, peinarse, afeitarse o maquillarse y ponerse complementos. En función de ello:

  • Puntuación 5 – Independiente: el mayor realiza estas actividades sin recibir ninguna ayuda salvo en la selección de los complementos.
  • Puntuación 0 – Dependiente: necesita ayuda para realizar las tareas mencionadas.

Deposición: el Índice o Escala de Barthel evalúa el grado de incontinencia fecal del mayor en base a la siguiente puntuación:

  • Puntuación 10 – Continente: no hay registro de incontinencia.
  • Puntuación 5 – Accidente Ocasional: en las últimas 24 horas ha vivido un episodio de incontinencia fecal o el mayor precisa de ayuda para manipular sondas u otros dispositivos.
  • Puntuación 0 – Incontinente: en las últimas 24 horas se ha registrado más de un episodio de incontinencia.

Micción: al igual que en la incontinencia fecal, el resultado de la evaluación determinará el grado de dependencia del mayor.

  • Puntuación 10 – Continente: no ha presentado ningún episodio de incontinencia.
  • Puntuación 5 – Accidente Ocasional: se ha registrado como máximo un episodio de incontinencia en las últimas 24 horas o el mayor precisa de ayuda para la manipulación de sondas u otros dispositivos.
  • Puntuación 0 – Incontinente: se ha registrado más de un episodio en las últimas 24 horas.

Ir al baño: en este punto, se tiene en cuenta si el mayor es capaz de ir al baño por sí solo, quitarse la ropa, realizar sus necesidades y limpiarse.

  • Puntuación 10 – Independiente: el mayor entra y sale solo del baño y no necesita ayuda para realizar ninguna de las tareas.
  • Puntuación 5 – Necesita ayuda: el mayor es capaz de utilizar el baño y de limpiarse solo, pero precisa de una pequeña ayuda en algún momento.
  • Puntuación 0 – Dependiente: precisa de ayuda en todo momento.

Traslado a la cama o al sofá: se tiene en cuenta la capacidad del mayor para desplazarse y su capacidad para entrar o salir de la cama.

  • Puntuación 15 – Independiente: no necesita ninguna ayuda para realizar las tareas.
  • Puntuación 10 – Mínima ayuda: el mayor necesita de una pequeña ayuda o supervisión.
  • Puntuación 5 – Gran ayuda: precisa de ayuda de una persona fuerte o entrenada. El mayor permanece sentado.
  • Puntuación 0 – Dependiente: se necesita una grúa o el alzamiento por dos personas. El mayor no puede permanecer sentado.

Deambulación: mide la capacidad del mayor para desplazarse en distancias cortas.

  • Puntuación 15 – Independiente: el mayor puede andar 50 m o su equivalente en casa sin ayuda ni supervisión.
  • Puntuación 10 – Necesita ayuda: necesita supervisión o ayuda de otra persona para desplazarse. O utiliza andador.
  • Puntuación 5 – Independiente en silla de ruedas: no necesita ayuda ni supervisión.
  • Puntuación 0 – Dependiente: si utiliza silla de ruedas necesita ser empujado.

Subir y bajar escaleras: el Índice de Barthel mide el grado de dependencia del mayor a la hora de subir o bajar escaleras, y de enfrentarse a cambios de altura.

  • Puntuación 10 – Independiente: el mayor es capaz de subir y bajar escaleras sin ayuda ni supervisión.
  • Puntuación 5 – Necesita ayuda: el mayor necesita ayuda o supervisión para subir o bajar escaleras.
  • Puntuación 0 – Dependiente: el mayor es incapaz de subir o bajar las escaleras y necesita un ascensor.

En función de los resultados obtenidos en el análisis mediante el Índice o Escala de Barthel, se elaborará un plan de actuación personalizado para el mayor con el objetivo de mejorar sus funciones físicas, cognitivas y funcionales, y favorecer a su autonomía.

Si quieres saber cómo tenemos en cuenta los resultados de dicho análisis y cuáles son nuestras vías de actuación en base a las diferentes especialidades que contemplamos en nuestros centros de día, ¡te invitamos a contactar con STIMA! Estaremos encantados de resolver todas tus dudas.

Fuentes Consultadas:

https://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1135-57271997000200004

https://www.infogerontologia.com/documents/vgi/escalas/indice_barthel.pdf

Sobre el autor

El equipo de especialistas de los centros STIMA está compuesto por neuropsicólogos, terapeutas ocupacionales, trabajadores sociales y fisioterapeutas, médicos y enfermeros.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR:

Deja tu respuesta